domingo, 28 de julio de 2019

SALTA, TIERRA DE EXTRAÑOS SUCESOS, fue el tema central del Café Ufológico RIO54



En atenta escucha a las palabras de Enrique Marini en su presentación.

Estuvieron presentes en nuestra reunión del jueves 4 de julio de 2019, Lali Alvarez,  Andrea Argüello, Marta Fuster, Karina López, Sebastián Araya, Diego Golía, Miguel Arjona, Jorge Fmil, Mabel Costea, José Fandi, Alberto Portalet, Sebastián Martínez, Luis Baynham, Javier Stagnaro, Carlos Vales, Nilva Macedo,  María A. Rossi, Daniel Postizzi, Laura S. Güiri, Nora Alvarez, Matilde Saiz, Pablo Saavedra, Horacio Sorbaro, Orlando Burgos, Alejandro Merel, Cristian Vera, Luis González, Elizabeth Nardini, Mario Coen, Sofía Poeta, Joaquín Lopumo, Miguel A. Chaile, Jorgelina, Jorge Moauro, Carlos Gamboa, Enrique Marini, con la coordinación de Mario Lupo y Rubén Morales. ¡Disculpas si olvidamos a alguien!


El Café Ufológico RIO54 de Julio, vista parcial de la concurrencia.
Casi cuarenta amigos y amigas del Café Ufológico RIO54 se hicieron presentes en la reunión invernal de julio, en un encuentro donde se comentaron espontáneamente un conjunto de diversas e interesantes historias, de las cuales presentaremos aquí un breve resumen.

Tras los comentarios iniciales de los coordinadores Mario Lupo y Rubén Morales dando comienzo a la reunión, se lamentó el reciente fallecimiento de un gran amigo del Café Ufológico RIO54, el recordado Raúl Sokolowski, quien aseguraba haber visto y fotografiado más de 150.000 ovnis desde la ventana de su departamento en Villa Elisa. Semejante cifra resultaba chocante aún para el más optimista, pero lo cierto es que Raúl era un persistente observador del cielo, en las redes sociales y Youtube aún perduran sus centenares de fotos y filmaciones. Sostenía que había tres "bases" desde donde se veía salir las "naves" y las había bautizado con originales nombres: La base "Ascensor", la base "Madre" y la base "Chatarra". Más allá de su pasión obsesiva por documentar todo lo que pasara frente a su ventana era un hombre simpático, afectuoso, un gran contador de historias humorísticas, cada vez que llegaba a RIO54 esperábamos que contara alguno de sus chistes. Hay que decir también que varios integrantes de RIO54, al compartir eventualmente alguno de sus avistamientos... no digamos que resultaron del todo convencidos, pero al menos se quedaron pensando.

Morales dijo que de haberse producido el desembarco final de los extraterrestres en nuestro planeta, el primero en ver llegar las naves hubiera sido Raúl Sokolowski desde su ventana, porque estaba en actitud de vigilia permanente. Daniel Postizzi recordó su amistad con Soko, a quien le había dado consejos técnicos para mejorar la calidad de sus fotografías, así como le había explicado que desde su ventana tenía una vista privilegiada en dirección a los aeropuertos de Ezeiza y Aeroparque, siendo incesantes los tránsitos aéreos. Pero toda diferencia queda atrás ante la fatalidad inevitable. Daniel Postizzi, profundamente conmovido, manifestó que con el viaje al más allá de Raúl Sokolowski había perdido a un muy querido amigo. 

Enrique Marini nos habló sobre su libro.
A continuación se presentó ante el Café Ufológico RIO54 Enrique Horacio Marini, quien comenzó diciendo con humildad que venía a escuchar y aprender, pero al preguntársele sobre su interés en estos temas reveló que es autor de un original libro titulado "Cristo-Jesús y el ascenso del alma a la cruz fija de los cielos" basado en la astrología esotérica del maestro tibetano Djwhal Khul que define como la Cruz Fija del Cielo a la "tétrada zodiacal" formada por las constelaciones de Tauro, Leo, Escorpio y Acuario, según los textos de la famosa esoterista Alice Bailey.
El libro de Marini plantea una teología esotérica de la historia que indaga en las estructuras numerológicas relacionadas con la oganización espiritual de la Tierra, o sea que es un trabajo de una innegable complejidad mística. Enrique agregó que su obra puede conseguirse en una sola librería de Buenos Aires, la librería Hernández de la calle Corrientes.

Jorge Fmil mencionó la reciente noticia de la creación del "Ovnipuerto de Las Ovejas" en Neuquén, un mirador para observar el cielo, próximo a un pueblo con aguas termales que precisamente se llama Aguas Calientes y cerca también de Manzano Amargo, un lugar histórico para la casuística ovni porque fue escenario de un recordado encuentro cercano en la década del '80. Jorge estuvo allí hace 4 años y remarcó que la fenomenología ovni suele estar vinculada a la presencia de napas termales. A continuación habló sobre su reciente viaje a la Provincia de Salta donde instaló un campamento de observación nocturna durante una semana en las áridas laderas del Nevado de Cachi, una zona recurrente en avistamientos de luces extrañas, rica en recursos naturales y hasta hubo alpinistas que huyeron espantados al escuchar persistentes sonidos, como si estuvieran taladrando túneles debajo de la tierra. Explicó Jorge que en ese lugar hay muy pocas rutas aéreas porque el Nevado de Cachi tiene 6.380 m., lo que obliga a los pocos aviones que pasan a elevarse por encima de los 10.000 m.

Cristian Vera, Mario Lupo, Rubén Morales, Orlando Burgos y Carlos Vales.
Carlos Vales relató un caso sucedido cerca de Cachi que investigó en las épocas en que integraba el grupo ufológico Hemisferios-CEFU. Pasadas las 4 hs. de la madrugada del 9 de mayo de 2001, una camioneta policial que había partido del pueblo de Cachi fue escoltada por un fenómeno luminoso durante buena parte de su recorrido a lo largo de la Ruta Nacional 33. La luz se comenzó a ver al entrar a la Recta de Tin Tin, en el mágico paisaje del Parque Nacional Los Cardones.

La camioneta avanzaba con las balizas superiores encendidas. En su interior iban tres efectivos policiales además de dos mujeres que en calidad de detenidas debían declarar por la mañana en un juzgado de la capital provincial. La luz parecía obstinada en perseguir a la camioneta, era saltarina, cambiaba rápidamente de posición quedando siempre a la vista de los policías, había una especie de interacción, de juego, entre la luz y los testigos. Al acercarse más, se apreció que era un foco central intensamente blanco rodeado en su perímetro por una serie de luces intermitentes con diversos colores.
El conductor redujo la velocidad para permitir que la luz se adelante, pero al llegar a la Cuesta del Obispo, un lugar donde la ruta se angosta entre dos montañas, el fenómeno quedó situado en medio de la carretera, cortándoles el paso. 
El motor y las luces de la camioneta se apagaron, el vehículo policial se detuvo en la banquina. Tal vez a un centenar de metros más adelante, la intensa luz ovoide iluminaba la ruta y la sobrepasaba por ambos costados, lo que permitió estimar su diámetro en no más de 30 metros. En esa escena, los tres hombres comenzaron a sentir un intenso calor. Pasados unos 5 minutos el objeto se elevó de súbito varios centenares de metros emitiendo un zumbido y quedó detenido, nuevamente a la vista de los observadores. 

La camioneta pudo reanudar la marcha, pero los policías empezaron a sentirse mal, con fuertes dolores de cabeza y vómitos que los obligaron a detenerse varias veces durante el trayecto. Al descender la Cuesta del Obispo vieron nuevamente al objeto en lo alto y ante esa persistencia tuvieron miedo, sobre todo porque en ese lugar el camino se hace sinuoso, obliga a concentrarse en las curvas y además había bancos de neblina.

Por fin lo perdieron de vista y llegaron a Salta una hora mas tarde de lo previsto, aunque no hay datos que avalen un episodio de tipo "missing time". En oportunidad de la investigación, Carlos Vales con su equipo recorrieron el mismo camino junto a dos de los uniformados que fueron testigos, para realizar una reconstrucción in situ de la prodigiosa experiencia. Para más datos, hay un informe sobre este caso en la web de visionovni.

Carlos Vales invitó a los presentes en el Café Ufológico RIO54 a escuchar y participar de su programa "Enigmas 2019" que puede escucharse los miércoles de 21 a 23 desde la página de Facebook de Radio Atilra de General Rodríguez o puede bajarse la aplicación desde PlayStore. 

Y hablando de Salta, Javier Stagnaro contó un caso inédito que recibió recientemente a través de un amigo. Sucedió en el pasado otoño en una casa rural a 7 km de La Caldera frente al dique Campo Alegre, esto es a 27 km de Salta capital por la Ruta Nacional 9 que lleva a Jujuy.
La dueña de casa vio pasar por la calle (a no más de 5 m), a través del cercado de tejido de alambre, a un ser sumamente extraño, que caminaba a paso muy lento mientras la miraba fijamente. Su talla no pasaba de 1,5 m, era de aspecto humano en el sentido de que caminaba erguido y tenía dos brazos y dos piernas, pero el cuerpo y las extremidades eran muy delgados "como ramitas de una planta" dijo la sorprendida mujer.  Solo vio pasar ese ser, no hubo ninguna luz, ningún sonido, ninguna otra cosa a reportar, era una noche tranquila. 


Dibujo del ser, hecho por la testigo.
Se asustó mucho y como estaba sola, hizo entrar a los perros y se encerró. Javier le pidió un dibujo que represente lo visto, y aquí lo reproducimos. Dada la rareza de esta silueta, Javier buscó antecedentes y recordó un caso registrado cerca de Victoria, Entre Ríos, que le refirió alguna vez Silvia Pérez Simondini, acerca de un ser de contextura muy delgada "con patitas de tero" según decían los testigos. También vinieron a su mente los seres "insectoides" con aspecto de mantis religiosa (tata dios o mamboretá) descriptos por autores como Bud Hopkins, John Mack, David Jacobs o Gilda Moura, que también hacen pensar en "extremidades como ramitas".

Tanto Mario Lupo como Carlos Vales y Jorge Fmil mencionaron la tarea investigativa y de difusión pública que ha llevado a cabo Antonio Zuleta a lo largo de muchos años para lograr posicionar a Cachi entre los lugares preferenciales del país para quienes desean ir en busca de encuentros con ovnis.

Luego Diego Golía y Rubén Morales refirieron historias relacionadas con Bajo de Véliz, en la provincia de San Luis, así como Mario Lupo destacó la tarea de investigación arqueológica que realizó allí el reconocido periodista y escritor Federico Kirbus.

El restó autoservicio Bellagamba ofrece un menú variado y económico.
El Café Ufológico RIO54 es un encuentro donde se respira libertad, algunos que no venían desde hace tiempo, de pronto sienten ganas de volver y lo hacen, ya que nuestras reuniones tienen la virtud de no condicionar, no demandar, no reclamar la presencia de nadie, son reuniones públicas y amigables que se realizan en un lugar de acceso libre como es el restó Bellagamba. Quien viene a participar es porque ese día tiene ganas de hacerlo, y es naturalmente bienvenido. Por ejemplo, en este último encuentro retornó la artista plástica Laura S. Güiri, esta vez para relatarnos con lujo de detalles una experiencia de "salida fuera del cuerpo" que vivenció en el año 1974 cuando estaba siendo operada del corazón, en una de las primeras intervenciones cardíacas que se realizaron en el país utilizando una válvula extracorpórea. En ese trance se vio perfectamente a sí misma y a los médicos desde arriba, y luego siguieron una sucesión de imágenes muy nítidas, que la hacen recordar al film de Robin Williams "Mas allá de los sueños". De alguna manera esa experiencia le cambió la vida, ya que impulsó su dedicación al arte y hoy es experta en arte sacro, sus obras pueden verse en importantes iglesias. Por cierto, Laura también nos había contado un inquietante episodio ufológico con dos horas de tiempo perdido durante su anterior visita a RIO54. En fin, nos invitó a conocer su pensamiento en su canal de Youtube, La Güiri TV

Mario Coen, Orlando Burgos y Joaquín Lopumo en RIO54.
Diego Golía rememoró que luego del célebre caso de abducción del matrimonio estadounidense Betty y Barney Hill en 1961 ambos protagonistas  comenzaron a incursionar en la pintura artística. En la misma línea, Rubén Morales mencionó a otro frecuente participante de RIO54, el destacado pintor Orcas Azerlav, cuya carrera artística se encendió a partir de una movilizadora experiencia que vivió en un campamento junto al Cerro Uritorco. Miguel Angel Chaile relató varias observaciones de intrigantes luces en Victoria, Entre Ríos que realizó junto a Antonio Barbuzza y Orlando Burgos (presente en nuestra reunión de julio), "las tres veces que fui a Victoria tuve experiencias extraordinarias" -concluyó Miguel Angel.

Y sin decir más, Mario Lupo y Rubén Morales los convocamos a nuestro próximo encuentro que será el jueves 1 de agosto a las 18,30 en el Restó Autoservicio Bellagamba, de Avellaneda y Eleodoro Lobos, barrio de Caballito. Atención: Esta vez el primer jueves coincide con el primer día del mes!

Recordamos que Bellagamba es un local autoservicio, se retira la comida y bebida personalmente, se pasa por la caja para abonar y luego se va a la mesa con la bandeja. 
Para participar del Café Ufológico RIO54 solo se abona la consumición como en cualquier local gastronómico y es necesaria una consumición por persona, también como en cualquier restó. Las reuniones no se filman ni se graban y si alguien lo hiciera es bajo su absoluta responsabilidad, eso sí, tomamos unas fotos para ilustrar breves resúmenes como éste. ¡Hasta el jueves 1º de agosto!




lunes, 1 de julio de 2019

MISTERIOS DE VENEZUELA Y "OVNIS INVISIBLES" EN EL CAFÉ UFOLÓGICO RIO54




Todos en atenta escucha a Carlos Gamboa, quien nos habló sobre la ufología en Venezuela.
Estuvieron presentes en nuestra reunión del jueves 6 de junio de 2019, José Fandi, Isidoro Markus, Nilva Macedo, Alberto Portalet, Mabel Costea, Karina López, Sebastián Araya, María A. Rossi, Edith Oliveira, Andrea Argüello, Luis Baynham, Horacio Sorbaro,  Lali Alvarez, Carlos Spinelli, Patricia Sibar, Joaquín Lopumo, Pablo Warmkraut, Julián Ramiro Sánchez, Antonio Pérez, Carlos Gamboa y Oly, Luis González, Daniel Zapata, Luis A. Panigazzi, Osvaldo García, Elizabeth Nardini, Ricardo Jovic y Janin, Juan C. Crespo, Marcelo Ferro, Carlos Vales, Daniel Postizzi, Jorge Moauro, Orlando Burgos, Gustavo Ibáñez, Laura Leone, Iván Alfaro, Juan González, con la coordinación de Mario Lupo y Rubén Morales. ¡Disculpas si olvidamos a alguien!

El Café Ufológico RIO54 de junio contó con la presencia de varios nuevos participantes que aportaron interesantes historias a nuestra reunión mensual.
Hay que decir que gracias al café ufológico, a estos amables encuentros para conversar cara a cara, siempre nos sorprende tomar conocimiento de multitud de temas que son apasionantes pero que tienen muy poca visibilidad en las redes sociales, y menos aún en los medios masivos. 

José Fandi, Personalidad Destacada.
Inicialmente, los coordinadores Mario Lupo y Rubén Morales felicitaron a uno de los más fieles integrantes de nuestros encuentros, el inventor José Reimundo Fandi que recientemente fue reconocido como Personalidad Destacada de la Ciencia y la Tecnología por la Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires. Recordemos que José Fandi (93 años) es presidente de la Asociación Argentina de Inventores ¡con 107 patentes registradas a su nombre!. Su invento más famoso (1953) es el conocido secador de pisos en goma inyectada que actualmente se suele usar en todos los hogares argentinos y de otros países.

Mario Lupo y Rubén Morales, coordinadores.
También agradecimos el especial mensaje desde Sidney, Australia, del amigo Horacio Gómez (Alex), uno de los cuatro integrantes que formaron parte de la mesa fundadora del Café Ufológico RIO54 en mayo de 2010, y envió su saludo con motivo de cumplirse nueve años de los cafés ufológicos. A propósito el co-coordinador de RIO54 Rubén Morales señaló que "se está abriendo una nueva forma de hacer ufología, donde cada café ufológico que nace se suma a los demás en cooperación, en vez de plantear situaciones de competencia entre sí, como muchas veces pasa con los grupos ufológicos tradicionales". Para reforzar ese concepto, destacó y agradeció la presencia en esta reunión de Andrea Argüello y Pablo Warmkraut, coordinadores, respectivamente, del Café Ufológico Bienvenidos Tripulantes (Villa Crespo) y del Café Ufológico de Morón. ¡Vivan los cafés ufológicos!

Habla Laura Leone, acompañada por Mabel Costea y Karina López.
Y en junio le dimos la bienvenida a nuevos amigos y amigas, como Julián Ramiro Sánchez, Carlos Gamboa y su esposa Oly, Daniel Zapata, Gustavo Ibáñez, Laura Leone, Iván Alfaro y Juan González.

Carlos Gamboa y su esposa Oly hace muy poco llegaron al país desde Venezuela, él es economista y ella es coaching empresarial e ingeniera petrolera. Ambos han participado en grupos venezolanos sobre ovnis, y al hallar cafés ufológicos en Buenos Aires no dudaron en sumarse "para aprender y compartir experiencias" -dijeron. Carlos tiene un largo interés por estos temas, ya desde niño solía soñar con viajes espaciales y a los 8 años vio una pequeña nave oscura, de no más de 80 centímetros, que pasó rozando la copa de los árboles. Muchos años después, en las costas del Lago Maracaibo lo sorprendió ver pasar un objeto tubular en un vuelo bajo horizontal por detrás de una arboleda. Era un cigarro verde fosforescente que por la parte trasera emitía una especie de escape, también de color verde. 
Carlos nos informó que hay mucha actividad de grupos ufológicos en Venezuela, en especial dedicados al contactismo, entre los que se destacan los que lidera la canalizadora Carmencita Padrón y también hay otros que se convocan a meditar en las Cuevas de Trujillo, en los andes venezolanos.

Julián Ramiro Sánchez tiene la palabra.
El co-coordinador de RIO54 Mario Lupo intervino para mencionar sus indagaciones personales en Venezuela, refiriéndose al extraño Monte Roraima y a los hallazgos arqueológicos en la desembocadura del Orinoco, donde se han encontrado restos de una ciudad desconocida además de grandes y enigmáticas esferas de piedra similares a las de Costa Rica. "Incluso a principios del siglo XIX los grandes naturalistas Alexander Von Humboldt y Aimé Bonpland vieron un ovni sobre el Orinoco durante su viaje de estudios por América Latina" -agregó.
A ésto Carlos Gamboa añadió que según mitos aborígenes en la famosa "Piedra del Medio" del Orinoco habría una entrada secreta. Mencionó las tradiciones de los tamanacas, que hablan de un dios que bajó del cielo llamado Amalivaca, era el dios creador del mundo, quien -a diferencia de los nativos- tenía piel blanca y usaba vestimentas. Amalivaca vivió largo tiempo compartiendo con ellos, hasta que un día se despidió y se alejó hacia el este en una canoa. Carlos mencionó luego los enigmáticos petroglifos de "La piedra del sol y de la Luna" en Caicara del Orinoco. 

Pablo Warmkraut e integrantes del Café Ufológico de Morón y Grupo Aurora.
También se presentó Julián Ramiro Sánchez, investigador del Grupo Aurora y periodista de radio y TV. Relató un avistamiento que realizó en 2010 desde la localidad bonaerense de Haedo. Se trataba de una esfera transparente cuyas evoluciones parecían estar siendo seguidas también desde un helicóptero que sobrevolaba el lugar.

Por su parte Gustavo Ibáñez, quien es de Morón, zona oeste del Gran Buenos Aires, expresó que cuando era estudiante tuvo problemas con los profesores por culpa del tema ovni, a causa de que siempre cuestionó ciertos relatos escasos de lógica que se repiten como verdades en la historia y en la religión. 

Luego Laura Leone tomó la palabra para decirnos que incursionó en estos temas inspirada por su padre, gran lector de revistas como Cuarta Dimensión y Selecciones de Reader's Digest. Laura está entre quienes sostienen: "Capilla del Monte es mi lugar en el mundo" y ha tenido diversas experiencias perceptivas de "naves etéricas y físicas" en salidas organizadas por una guía que reside en Los Cocos, pueblo vecino a Capilla del Monte.


Osvaldo García, Juan Carlos Crespo y Juan González, presentándose.
Juan González llegó a RIO54 para expresar, con un criterio racional, que le gusta buscar la verdad en un tema como éste donde -es innegable- hay mucha mentira. Relató que hace unos 30 años en Tapiales (Gran Buenos Aires) tuvo ocasión de observar en el cielo nocturno una luz que estuvo fija por varios minutos hasta que se alejó a gran velocidad.

Pablo Warmkraut, Julián Ramiro Sánchez y Daniel Postizzi recordaron con dolor el fallecimiento el 5 de mayo de Alejandro Aucana, uno de los fundadores del "Grupo Aurora" y además participante activo en las reuniones de RIO54, al menos desde 2011. Resaltaron que Alejandro ponía toda su pasión en organizar salidas de observación nocturna, para lo cual llevaba cámaras y otros elementos técnicos, solía acampar en lugares remotos para hacer vigilias, y el hecho de hacerlo muchas veces en soledad le había causado algunos problemas de salud que pudieron contribuir al fatal desenlace. Sumándose a la evocación y como corolario, Rubén Morales enfatizó la importancia de hacer este tipo de investigaciones siempre en grupo, nunca solo, como un cuidado necesario cuando uno se interna en lugares que desconoce, en busca de fenómenos menos conocidos todavía.

Alejandro Aucana y Mario Cannas. Hasta siempre y buen viaje!
Y justamente también en esta reunión del Café Ufológico RIO54 Julián mencionó como uno de sus principales maestros en ufologia al contactado Mario Cannas, que era organizador de las visitas de Sixto Paz Wells a Buenos Aires y estuvo al menos en una reunión de RIO54. Lamentablemente Mario Cannas falleció el pasado 14 de junio. Desde el Café Ufológico RIO54 vaya nuestra sentida evocación y recuerdo permanente a estos dos pesquisadores de los misterios cósmicos que partieron al más allá, Alejandro Aucana y Mario Cannas.

Parte de la numerosa concurrencia al Café Ufológico RIO54.
Finalmente, Ricardo Jovic trajo como tema de debate a la reunión la cuestión de la invisibilidad: Ciertos fenómenos no son vistos por el ojo humano a causa de que solo vemos las frecuencias de luz situadas entre el infrarrojo y el ultravioleta, pero las cámaras digitales pueden registrar imágenes más allá de esos límites.

Para ejemplificarlo tomó el control remoto de un televisor y oprimió los botones ante todos para que comprobemos que la emisión del led infrarrojo frontal es invisible. Luego encendió la cámara del celular y la apuntó al control remoto para mostrar que la luz se vuelve perfectamente visible en la pantalla del celular y destella cada vez que se oprimen las teclas, en tanto nuestros ojos continúan sin verla de manera directa.

Acto seguido, como ejemplo, Ricardo sacó una carpeta con interesantes fotos de objetos aéreos que, sin embargo, no fueron detectados a ojo desnudo, acaso también por emitir una energía fuera de nuestro campo de visión. Esas fotos y el experimento con el control remoto nos dejaron pensando acerca de la posible existencia de "ovnis invisibles" así como de miles o millones de otros fenómenos que pueden suceder al lado nuestro escapando totalmente a la percepción de nuestros sentidos.

Y en esa reflexión queremos terminar este breve resumen de lo mucho que se conversó en este Café Ufológico RIO54 del mes de junio.

Los coordinadores Mario Lupo y Rubén Morales los convocamos a nuestro próximo encuentro que será el jueves 4 de julio a las 18,30 en el Restó Autoservicio Bellagamba, de Avellaneda y Eleodoro Lobos, barrio de Caballito. Recordamos que solo se abona la consumición como en cualquier local gastronómico y es necesaria una consumición por persona, también como en cualquier restó. Las reuniones no se filman ni se graban y si alguien lo hiciera es bajo su absoluta responsabilidad, solo tomamos unas fotos para ilustrar breves resúmenes como éste. Hasta entonces!








martes, 4 de junio de 2019

9º Aniversario de RIO54 y un debate candente ¿Nos ha dejado algo el contactismo?




Estuvieron presentes en nuestra reunión del jueves 2 de mayo de 2019, Marta Fuster, Mabel Costea, Luis Baynham, José Fandi, Isidoro Markus, Diego Cantiano, Nilva Macedo, 
Alberto Portalet, Sebastián Araya, Edith Oliveira, Carlos Vales, María A. Rossi, Daniel Postizzi, Osvaldo García, Mario Coen, Elizabeth Nardini, Ricardo Jovic y Janin, Edgardo Stekar, Susana Palacios, Orlando Burgos, Javier Stagnaro, Alejandro Merel, Diego Golía, Estela González, Carlos Spinelli, Angeles Castro, Luis González, Miguel Arjona, Lali Alvarez, con la coordinación de Mario Lupo y Rubén Morales. ¡Disculpas si olvidamos a alguien!



Llegó mayo, un mes con mucha fuerza porque significó alcanzar el noveno aniversario del Café Ufológico RIO54. Parece increíble que hayan pasado 9 años de reuniones consecutivas todos los meses, jamás interrumpidas hasta la fecha. En un mundo tan cambiante, en un país tan impredecible, haber mantenido esa continuidad en el tiempo es un logro muy importante. Todo empezó el jueves 6 de mayo de 2010 con cuatro amigos que compartimos una mesa en el Café de la Subasta. La iniciativa fue convocada por Mario Lupo y Rubén Morales, con la premisa de seguir reuniéndonos el primer jueves de cada mes en adelante.

Ese día nació el "Café Ufológico RIO54 y fue el punto de origen de los Cafés Ufológicos en la Argentina y el mundo. El Café de la Subasta, que tan amablemente nos abrió sus puertas, era un espacio con decoración en madera y escasa iluminación que le daba una magia penumbrosa a nuestros encuentros sobre lo desconocido. Pero en abril de 2018 el local fue cerrado definitivamente y las reuniones se trasladaron al amable restó Bellagamba de Avellaneda y Eleodoro Lobos, también en el barrio de Caballito, que tiene como ventaja ser un local autoservicio con un menú variado y económico.

En todos estos años de tarea silenciosa, más de 450 amigos y amigas han compartido las mesas del Café Ufológico RIO54 de Buenos Aires, motivados a conversar sobre sus experiencias, sus conocimientos e informaciones, siempre en un clima de amistad y respeto. ¡Gracias a todos, feliz aniversario, larga vida y prosperidad a todos los cafés ufológicos!

Indudablemente, una de las claves del éxito del Café Ufológico RIO54 ha sido convocar a quienes se interesan en los ovnis y temas conexos con un claro criterio de inclusión. La consigna que reiteradamente ha expresado el Co-coordinador Mario Lupo, es "dar cabida a todas las líneas de pensamiento para enriquecer la comunicación, con la premisa de que pensamos diferente porque somos iguales".
Ese principio de igualdad unido a la diversidad de opinión significa recuperar nuestra capacidad de escucha a todas las voces, a todas las versiones, sin obligarnos a validar o refutar lo que se afirma, más aún al hablar de un tema controvertido a nivel mundial, que despierta por igual pasiones y rechazos, un tema sobre el cual nadie tiene la verdad absoluta pero es muy posible que cada uno de nosotros tenga una pequeña partecita de esa verdad.

Parte de los asistentes y Susana Palacios con el micrófono.
En tal sentido, fue bienvenida a nuestra reunión de mayo Susana Palacios, quien realizó su primera visita al Café Ufológico RIO54 para plantear un tema singular. Se refirió, por primera vez en nuestros encuentros, a un libro que se titula "Libro del conocimiento". Explicó Susana que desde 2006 participa en la formación de grupos de estudio, lectura y reflexión sobre ese libro en especial. Añadió que dicho texto fue dictado "desde frecuencias elevadas" a la canalizadora turca Vedia Bülent Önsü Çorak, conocida entre sus seguidores como "Mevlana", y a quien no la presentan como una medium sino elevándola a "portavoz de las autoridades celestiales". El libro fue traducido al español por Jesús Vivancos Naharro y su texto ha dado lugar a la organización de grupos que se reúnen en diversos países. Añadió Susana que el libro contiene una técnica llamada Luz-Fotón-Ciclón aun no conocida en el mundo, que tiene la cualidad de "comprimir la frecuencia del tiempo en cada palabra de modo que las personas que leen pueden conectar a dimensiones muy elevadas sin intermediarios. Dependiendo de su evolución y consciencia pueden integrar en su campo magnético estas frecuencias de donde se está transmitiendo."
Tres veces al año estos grupos realizan encuentros en Estambul, donde entienden que existe "un punto focal del planeta". Susana enfatizó que se están dando saltos cuánticos, que estamos pasando de cuarta a quinta dimensión en conciencia y se están abriendo portales dimensionales.
A relatos como éstos nos referíamos particularmente al expresar que en el Café Ufológico RIO54 tenemos la voluntad de escuchar todas las voces sin que signifique confirmarlas o refutarlas a priori, lo que no impide que surjan preguntas, cuestionamientos y dudas con la misma libertad.

Expone su postura Ricardo Jovic.
Precisamente, Ricardo Jovic (él y su esposa Janin asisten desde hace años al Café Ufológico RIO54) intervino para expresar sus reservas sobre el asunto. "Yo tendría mucho cuidado con este tema del contactismo" -dijo, para luego añadir que su participación en varios grupos de contacto en el pasado lo autoriza a decir que muchos presuntos contactados hicieron augurios que jamás se cumplieron, así como hay contactos que son destructivos -afirmó. Recomendó leer y releer el mensaje contenido en las obras del ex sacerdote jesuita Salvador Freixedo, que el pasado 23 de abril cumplió 96 años. Freixedo plantea fuertes críticas y se cuestiona que más allá de los discursos argumentados por decenas de contactados a lo largo de casi 70 años ¿en que nos mejoró la vida el contactismo?… Freixedo propone que antes de creer en contactados con el más allá, es mejor "creer en nosotros mismos" y no dejarnos manipular por falsos mesías, dijo Ricardo.

Diego Golía, por su parte, esbozó una propuesta conciliadora, recordando que en estos temas no cabe rechazar nada a priori, que todo nuevo conocimiento debe valorarse, en la fe de que hay indicios de que la humanidad avanza hacia una nueva conciencia planetaria y cósmica que podría provocar positivos cambios para el mundo en que vivimos.

Luego Javier Stagnaro reflexionó que en los círculos místicos y contactistas actuales también hay modas, tales como repetir palabras y conceptos relacionados con magnetismo, energía nuclear o física cuántica, aún sin tener las mínimas competencias universitarias en esas teorías, y el término "cuántico" se termina usando para abarcar todo tipo de ideas descabelladas. Incluso se habla de la "Cuarta Dimensión" como algo "nuevo", olvidando que ya en 1909 Rudolf Steiner, el creador de la Antroposofía, publicó un libro con el sugestivo título "La 4ª Dimensión, geometría sagrada, alquimia y matemática". 

En cambio, se refirió Javier a los positivos aportes del astronauta Edgar Mitchell, quien fundó el Instituto de Ciencias Noéticas y es autor de un inspirador libro titulado "El camino del explorador".
Javier resaltó que en estos temas puede ser engañoso quedarnos con lo primero que se dice, recordó que el Capitán Daniel Perissé muy bien teorizaba que al tema ovni puede aplicarse el mito de la caverna de Platón, ya que muchas veces cuando creemos tener al alcance de la mano verdades irrefutables, solo estamos viendo las sombras, las difusas proyecciones en la pared de una realidad que desconocemos y que podría escapar por completo a nuestra comprensión humana. "Siempre que abordamos el tema ovni" -sentenció Stagnaro- "estamos proyectando, interpretando, adivinando de que se trata ésto. No hay verdades reveladas y es importante que no se queden con una sola versión, por muy seductora que parezca."

El Co-coordinador de RIO54 Rubén Morales se dirigió a la nueva participante para expresarle que cada tema que se plantea en nuestras reuniones suele despertar tanto adhesiones como críticas, porque en el Café Ufológico se cumple la Parábola del Sembrador, algunas semillas caerán sobre el camino y no llegarán a germinar, otras caerán sobre las piedras y el sol las secará, pero alguna simiente caerá en tierra fértil, para luego brotar, echar raíces y dar sus frutos. Algo similar sucede con cada tema que circula en las mesas de RIO54... Y efectivamente así fue, al fin de la reunión la propuesta del "Libro del conocimiento" en algunos despertó aprensiones en tanto otros se anotaron para participar en los grupos de lectura.

Finalmente, Carlos Vales invitó con entusiasmo al "IV Congreso Internacional de Ovnilogía - CONTACTO" que se realizó en Victoria, Pcia. de Entre Ríos, el 12 y 13 de mayo, organizado por Andrea y Silvia Pérez Simondini, con la participación de conocidos exponentes de la ufología mundial y nacional como Ademar Gevaerd, Travis Walton, Néstor Berlanda y Juan O. Pérez el protagonista de la película "Testigo de otro mundo" que dirigió el cineasta Alan Stivelman. Carlos agregó que los participantes de los Cafés Ufológicos tenían descuentos para asistir. Desde RIO54 felicitamos sinceramente a Silvia, Andrea y equipo por el éxito obtenido en este congreso.

Otro gran evento que se producirá en septiembre fue promovido por el amigo Mario Coen. Se trata del "3º Congreso Mundial de Ufología" a realizarse en Barcelona los días 6, 7 y 8 de septiembre de 2019 con la participación destacada del Dr. Michio Kaku y otros 18 ponentes, entre los que estarán James Hurtak, Nick Pope, Jan Harzan, Josep Guijarro, Jaime Rodríguez, Jaime Maussan, Paola Harris y Alfred Webre. Explicó Coen que sería bueno armar un grupo de interesados en concurrir desde Argentina para planificar el viaje y abaratar costos.

Y así culmina, en apretada síntesis, el resumen de -parte de- lo conversado en el Café Ufológico RIO54 de mayo, una reunión intensa, al cierre de la cual muchos expresaron su satisfacción por las novedades que surgieron, por la forma en que fueron tratados los temas y por lo enriquecedor que termina siendo el debate de ideas cuando se charla en un ambiente de cordialidad y respeto mutuo. 

Los coordinadores Mario Lupo y Rubén Morales los convocamos a nuestro próximo encuentro que será el jueves 6 de junio a las 18,30 en el Restó Autoservicio Bellagamba, de Avellaneda y Eleodoro Lobos, barrio de Caballito. Recordamos que solo se abona la consumición como en cualquier local gastronómico y es necesaria una consumición por persona, también como en cualquier restó. Las reuniones no se filman ni se graban y si alguien lo hiciera es bajo su absoluta responsabilidad, solo tomamos unas fotos para ilustrar breves resúmenes como éste. Hasta entonces!








martes, 30 de abril de 2019

EN ABRIL EL RESTÓ ESTABA CERRADO PERO IGUAL ¡HUBO CAFÉ UFOLÓGICO RIO54!


COMO SIEMPRE DESDE 2010, EL PRIMER JUEVES DE CADA MES.
El Café Ufológico RIO54 realizará su reunión mensual el JUEVES 2 DE MAYO A LAS 18:30. Volvemos al Restó Autoservicio Bellagamba, de Avellaneda y Eleodoro Lobos, barrio de Caballito, Ciudad de Buenos Aires. Los esperamos!




El Café Ufológico RIO54 es un fenómeno increíble. Cuando faltaban horas para la reunión de abril nos enteramos de que el restó donde nos íbamos a reunir había sido súbitamente cerrado. ¿Qué hacer? En la emergencia, los coordinadores resolvieron cancelar la reunión, decisión que se anunció por facebook y mail a todos quienes han participado en el Café Ufológico RIO54. Sin embargo, ese 4 de abril a la hora de siempre unos 15 amigos y amigas fueron llegando espontáneamente, cumpliendo con ese acostumbrado ritual de reencontrarnos el primer jueves de cada mes a la misma hora, pase lo que pase.

¡Y hubo Café Ufológico RIO54 de abril! Esta vez nos trasladamos al Café Medina Bella en Av. Avellaneda 502, esquina Av. Acoyte, y agradecemos al dueño y personal por la amabilidad con que fuimos recibidos en la ocasión.

Mario Lupo estuvo a cargo de conducir íntegramente la reunión, ya que el co-coordinador Rubén Morales había viajado a Quito, Ecuador, a invitación de la coordinadora del Café Ufológico de Quito, Adriana Urrutia, y un resumen de la tarea realizada en Quito se informa en otro posteo de este mismo blog.

Daniel Postizzi y Mario Coen.
Este singular Café RIO54 de abril permitió conversar con mayor cercanía y favoreció que la palabra fluyera informalmente en un clima de amistad, bien propicio para comentar anécdotas relacionadas con las experiencias personales de cada uno. Por ejemplo Mario Coen habló sobre los viajes que ha realizado por Centroamérica, en particular destacó los avances intelectuales y tecnológicos que nos ha legado la cultura Maya, que sorprenden por su grado de perfección en una etapa muy temprana de la historia de América. Mario Lupo, Javier Stagnaro y Carlos Vales sumaron otros aportes acerca de las diversas civilizaciones del pasado que dejaron para la posteridad portentosas construcciones como testimonio de sus notables conocimientos técnicos.

Otro momento especial de la reunión estuvo signado por la participación de Sebastián Araya, quién desplegó su erudición sobre sociedades secretas y ocultismo, tópicos que relacionó con los brillantes planteos de John Keel, un autor de inspiración forteana, injustamente poco recordado en los círculos ufológicos actuales, que en 1970 publicó su libro "Operación Caballo de Troya" (No confundir con títulos similares publicados después por el español J.J. Benítez). Con su habitual conocimiento en estos temas, Sebastián ilustró sobre las relaciones existentes entre los encuentros cercanos, las abducciones y los contactos de la actualidad con conceptos desarrollados a principios del siglo XX por pensadores metafísicos como George Ivanovitch Gurdjieff y Peter Ouspensky.

.
Finalmente, Lali Alvarez y Marta Fuster volvieron sobre un tema que siempre apasiona en el Café Ufológico RIO54: Los enigmas de Capilla del Monte y su mítico Cerro Uritorco. Relataron un conjunto de observaciones extrañas y vivencias personales que tuvieron lugar en esos sitios especiales y en otros cercanos como Quebrada de Luna, Cuchi Corral, Puertas del Cielo y Los Terrones.

Rolando Burgos, Carlos Vales, Steven Ayres, Estela González
y Mario Lupo, en plena conversación.
Y así, en un amable clima de conversación, se disfrutó una noche más del Café Ufológico RIO54, un encuentro que en principio no se iba a realizar por lo explicado antes. Vaya también nuestro reconocimiento y gratitud a quienes recibieron nuestros mensajes y no vinieron, porque hubiera sido difícil trasladar a otro lugar a todos los asistentes que nos reunimos cada mes, pero la energía positiva de los amigos y amigas de RIO54 todo lo puede, porque quienes vinieron lograron que la reunión se concrete de todos modos sin interrumpir la continuidad en el tiempo de los encuentros mensuales del Café Ufológico RIO54 que se suceden desde el año 2010 hasta la fecha!

En la próxima reunión regresaremos al Restó Autoservicio Bellagamba, de Avellaneda y Eleodoro Lobos, barrio de Caballito. Será el jueves 2 de mayo a las 18,30 como siempre.

Recordamos que solo se abona la consumición como en cualquier local gastronómico y es necesaria una consumición por persona, también como en cualquier restó. Las reuniones no se filman ni se graban y si alguien lo hiciera es bajo su absoluta responsabilidad, solo tomamos unas fotos para ilustrar breves resúmenes como éste. Hasta el 2 de mayo, después del feriado del Día del Trabajador!


sábado, 13 de abril de 2019

EXITOSA CHARLA DE RUBÉN MORALES EN ECUADOR SOBRE "Los Ovnis de la Antártida"




El profesor Rubén Morales, autor de "Los Ovnis de la Antártida", el 4 de abril de 2019 dictó una conferencia en Quito, Ecuador, sobre el tema central de su libro y el día 6 dirigió un workshop para explicar métodos, técnicas y tips sobre "Formación en ufología".

Esta experiencia pudo concretarse gracias a la gentil invitación de la creadora y coordinadora del Café Ufológico de Quito, Adriana Urrutia, quien sumó eficacia y calidez humana para que las actividades programadas culminaran con todo éxito.

La conferencia se realizó en las aulas del Instituto Tecnológico Superior Los Andes (Ilades Ecuador), con palabras de presentación a cargo de la organizadora Adriana Urrutia y del Msc. Khristian Almeida, rector del Ilades.

Rubén Morales habla en FM Mundo.
Luego, el disertante invitado expuso ante un público atento sobre los principales avistajes de fenómenos extraños en el cielo antártico que se encuentran recopilados en su libro, un conjunto de sucesos extraordinarios que en principio causaron asombro a los ocasionales observadores pero que aún hoy continúan mayormente sin explicación racional posible. Se refirió sobre todo a las observaciones reportadas desde las bases dependientes de Gran Bretaña, Chile y Argentina en la Isla Decepción, episodios sobre los que destacó la tarea del Capitán de Fragata Daniel Perissé como fundamental testigo, investigador y divulgador.

El rector del ILADES, Khristian Almeida durante la presentación de la charla.
Finalmente Morales relató con detalle otros casos con ribetes sorprendentes sucedidos en la histórica Base Orcadas (Argentina) y en un refugio chileno en la Isla Roberts (Islas Shetland del Sur).

La charla dio lugar a un productivo diálogo con los asistentes, entre los cuales había un niño quiteño que llenó de emoción el alma por los muchos conocimientos que tenía sobre un lugar tan lejano como la Antártida.

En ese vínculo franco con el público, el expositor encontró una ocasión didáctica para difundir algunos aspectos poco conocidos sobre las muy especiales características del continente blanco, en particular acerca de la esforzada vida de los invernantes en las bases. Destacó la importancia geopolítica de la Antártida para Sudamérica citando palabras del recordado Gral. Jorge Edgar Leal. Además alertó sobre el enorme valor de la Antártida como reservorio de recursos naturales que debe preservarse. 

En los museos de Quito pueden hallarse piezas arqueológicas
que parecerían tener reminiscencias asiáticas. 
El viernes 5 de abril Morales acudió a una entrevista gestionada por Adriana Urrutia en los estudios centrales de FM MUNDO de Quito, durante el programa "El Mundo de Cabeza" (escuchar audio en este link), que conduce la periodista Karol Novoa (la entrevista propiamente dicha comienza inmediatamente después de la primera hora del programa).

Posteriormente, el sábado 6 de abril, Morales condujo un Workshop sobre "Formación en Ufología". Fue una amena conversación, simple y directa, para compartir su experiencia investigativa, donde primeramente enumeró cinco formas de abordaje de la temática ovni, para luego centrarse en técnicas para realizar una "entrevista cognitiva psicosocial" ante un testimonio sobre estas fugaces manifestaciones conocidas como ovnis, para obtener el máximo de información posible.

Eduardo Urrutia, Alegría García, Adriana Urrutia y Rubén Morales.
Ambas actividades sirvieron además para reforzar los lazos fraternales entre el Café Ufológico Quito y el Café Ufológico Río54 de Buenos Aires, en un intercambio de experiencias que abre las puertas a planificar nuevas iniciativas compartidas entre cafés ufológicos de distintos lugares, una forma de fortalecer el compromiso de amistad que es la esencia básica de estos encuentros de interesados en los misterios del cosmos.

Una vez más, se agradece de modo muy especial a la coordinadora del Café Ufológico Quito, Adriana Urrutia, por su enorme generosidad en la invitación, por su eficiencia en la organización del evento, por su permanente calidez y optimismo, en fin por haber estado atenta a cada mínimo detalle para que esta experiencia en la hermosa ciudad de Quito resultara óptima de principio a fin.


Quito vista desde el Mirador El Panecillo.


martes, 19 de marzo de 2019

LAS INTRIGANTES LÁMINAS METÁLICAS CON JEROGLÍFICOS DEL ECUADOR Y OTROS MISTERIOS EN EL CAFÉ UFOLÓGICO RIO54 DE MARZO

MUY IMPORTANTE:  SE CANCELA LA REUNIÓN DEL JUEVES 4 DE ABRIL PORQUE EL RESTÓ BELLAGAMBA ESTÁ NUEVAMENTE CERRADO



Estuvieron presentes en nuestra reunión del jueves 7 de marzo de 2019, Alcides González, Patricia López, María A. Rossi, Luis González, Norberto Iriarte, Aldo Puccio, José Fandi, Isidoro Markus, Adriana Urrutia y su pequeña hija Nandini, Miguel Arjona, Diego Cantiano, Sebastián Araya, Nilva Macedo, Karina López, Alberto Portalet, Javier Stagnaro,  Daniel Postizzi,  Mabel Costea, Diego Golía, Carlos Vales, Lali Alvarez, Alejandro Merel, Elías Pessaj, Cristian Vera, Orlando Burgos, con la coordinación de Mario Lupo y Rubén Morales. ¡Disculpas si olvidamos a alguien!


Mario Lupo habla al inicio de la reunión.
Una reunión muy interesante tuvimos en el Café Ufólogico RIO54 del pasado jueves 7 de marzo. Poco antes de iniciarse el encuentro se desató en la ciudad una formidable tormenta con lluvia torrencial, ráfagas de viento, rayos y truenos, por lo cual varios que pensaban asistir decidieron a último momento quedarse en sus casas. Y una característica del café ufológico es su modalidad presencial, no se transmite por internet ni se realizan videos, así como la agenda de cada reunión es la que plantean los propios asistentes. Tampoco hay compromiso en la asistencia, viene quien quiere y puede, algunos dejan de venir por motivos personales o laborales hasta que en determinado momento retoman las reuniones, y por supuesto ¡son siempre bienvenidos!. 

En esta ocasión es de destacar el regreso de varios participantes que hacía mucho no venían, por ejemplo la amiga ecuatoriana Adriana Urrutia que llegó en plena tormenta junto a su pequeña y simpática hija Nandini. Cabe recordar que Adriana había sido una asidua concurrente del Café Ufólogico RIO54 en el año 2016 hasta que regresó a su país natal, pero luego de ver cómo se organizaba el Café Ufológico de Buenos Aires creó en Ecuador el Café Ufológico de Quito, una feliz iniciativa que fue coronada por el mayor éxito, con la participación de destacados ufólogos locales y extranjeros, tales como Jaime Rodríguez y el amigo Luis Reinoso, luego lamentablemente fallecido. Estos cafés ufológicos  coordinados por Adriana en Quito llegaron a convocar hasta cuatrocientas personas y uno de los mayores inconvenientes fue conseguir locales que tuvieran capacidad para recibir a tantos interesados, entre los cuales hubo no pocos militares, por ejemplo unos pilotos de la Fuerza Aérea Boliviana que relataron experiencias estremecedoras, como la observación de un gran fenómeno luminoso flotando cerca del suelo, pero al mirar con equipos de visión nocturna se distinguían perfectamente siluetas humanas que se movían dentro de la luz.

Expone Adriana Urrutia, Coordinadora del Café Ufológico de Quito, Ecuador.
Y ya que Adriana estaba en nuestro Café Ufológico RIO54, recién llegada desde Ecuador, fue inevitable preguntarle por uno de los lugares más enigmáticos de ese país que es la famosa Cueva de los Tayos. Adriana dijo que, en tiempos recientes se ha incrementado la explotación turística de esa cueva, sobre todo por contingentes del llamado "turismo místico", y hasta existen grupos que llegan a ofrecer el "combo" de visitas a la cueva con ingesta de ayahuasca.

Mario Lupo y Adriana Urrutia
Se refirió luego a la obra del padre Carlos Crespi Croci, sacerdote salesiano, discípulo de Don Bosco, nacido en Italia, quien a partir de 1923 comenzó una intensa misión pastoral y comunitaria orientada a mejorar la educación, la salud y la calidad de vida de los indígenas más relegados del Ecuador, lo que lo llevó a internarse valientemente en lo más recóndito de la selva amazónica, donde estableció una amigable comunicación con la etnia de los Shuaras, los custodios de la selva, de quienes aprendió su idioma. Aclaremos que los shuaras son conocidos vulgarmente como los "Jíbaros", los temibles "reducidores de cabezas". Durante esos viajes a lo más profundo de la jungla, en 1926 Crespi fue el primer hombre blanco en ver la entrada de la Cueva de Los Tayos. 
Los shuaras, en agradecimiento al misionero por el empeño que ponía en ayudarlos, comenzaron a obsequiarle objetos arqueológicos que no eran de esa cueva -como muy bien explicó y remarcó en nuestro Café Ufológico el amigo Javier Stagnaro- sino que habían sido extraídos de unos templos piramidales que están ocultos bajo la selva, cuya ubicación -aún hoy en día- los nativos mantienen en el mayor secreto. Ante el interés del salesiano por esos objetos se estableció un intercambio: los aborígenes le llevaban reliquias y el padre les daba algún dinero u otros elementos, incluso a veces le llevaban burdas imitaciones que Crespi reconocía en el acto, pero igualmente las compraba en un gesto de bondad, reconociendo las enormes necesidades de quienes iban a verlo.
Así reunió una importante colección conocida como el "Museo Crespi" en la ciudad de Cuenca, que se hizo famoso al ser mencionado en los libros de Erich Von Däniken. Entre las principales piezas se destacaban unas láminas de gran tamaño con intrigantes grabados e inscripciones jeroglíficas sin descifrar. Estaban confeccionadas en diversos metales, algunas eran de oro puro. 

El padre Carlos Crespi falleció a los 91 años (o 93 según otras versiones) el 30 de abril de 1982. Unas 6.500 piezas de su colección fueron vendidas por los salesianos al Banco Central del Ecuador, en tanto se desconoce la suerte de otras piezas que pueden haber sido objeto de saqueos o de ventas clandestinas. Adriana expresó que hay un proyecto para relanzar el Museo Crespi en Cuenca, aunque mayormente quedarían para exponer réplicas realizadas por artistas y no las láminas metálicas originales.

Daniel Postizzi y Rubén Morales, atentos a la conversación.
Terminada la charla sobre esos misterios amazónicos, Carlos Vales retomó un tema abordado en la anterior reunión, referido a que la Comisión Investigadora de Fenómenos Aeroespaciales de la Fuerza Aérea Argentina (CEFAE) presentó en su informe anual 2018 una explicación al sonado caso del Aeropuerto de Bariloche sucedido el 31 de julio de 1995. Carlos reiteró sus reservas respecto a esas conclusiones y dijo estar tras un testimonio que puede sumar datos reveladores. Por su parte, Daniel Postizzi expresó que es absurdo que se trate de explicar el caso por la hipótesis de los reflectores de una discoteca, como menciona el informe oficial, cuando en todo Bariloche no había luz a causa de un apagón general. Resulta llamativo, también, que si se trató de reflectores apuntados al azar al cielo hayan coincidido repetidamente con la posición de los dos únicos aviones en vuelo. Javier Stagnaro añadió que si se toma en cuenta el relato del comandante de Aerolíneas Argentinas Jorge Polanco (testimonio que el informe de CEFAE no menciona), luego resulta difícil sostener la hipótesis de los reflectores en las nubes, ya que Polanco describió un objeto oscuro alargado con tres luces, situadas una en cada extremo y la tercera en el centro. 

La charla viró hacia los casos de aviones involucrados en observaciones de fenómenos aéreos extraños y Diego Cantiano dijo haber visto objetos negros que perseguían aviones, en tres oportunidades.

Ya que antes se habló de un museo, Aldo Puccio preguntó detalles sobre cómo es el Museo Ovni de Victoria (Provincia de Entre Ríos) y Diego Golía explicó que fue creado por Silvia Pérez Simondini, quien comenzó a interesarse por los ovnis luego de una observación en la localidad de Caleta Olivia (Pcia. de Santa Cruz). Junto a su hija Andrea, Silvia organizó un museo en la ciudad de Victoria que tiene entre sus principales atractivos varios objetos metálicos que cayeron en campos de cultivo, en algunos casos claramente se trata de chatarra espacial terrestre pero otros tienen origen controvertido, explicó Diego.

Miradas atentas, en primer plano Elías Pessaj y Mario Lupo.
Intervino después Elías Pessaj para relatar que desde 1991 tomó contacto con entidades de un sistema planetario de la estrella Canopus. Alguien le preguntó cómo son estos seres y Elías respondió que son entidades dimensionales, no tienen un cuerpo como nosotros, por lo tanto no hay ningún aspecto físico a describir. La respuesta abre un camino a la reflexión, en vez de esos "catálogos de tipologías" con identikits de los humanoides más bizarros, bien podemos pensar en unas entidades inteligentes que no necesiten un cuerpo físico como nosotros, con lo cual evitarían las enfermedades y su expectativa de vida podría tender a infinito…
Hace poco, estos seres que se comunican con Elías le indicaron hacer públicos sus contactos, contactos que pregonan un mensaje de amor, invitan a hacer pequeños cambios en cada uno de nosotros para que toda la humanidad pueda cambiar. Remarcó que no se trata de contactos "crísticos" (a diferencia de lo que sostienen otros cultores del contactismo) y el mensaje se dirige a toda la humanidad, más allá de sus diversas religiones. Indicó también Elías que la existencia de espacios como el Café Ufológico RIO54 le han significado un incentivo, un estímulo, para poder difundir sus conocimientos a todos aquellos que deseen escucharlos.

José Fandi pide la palabra.
José Fandi, el presidente de la Asociación Argentina de Inventores, una vez más lanzó un llamamiento a investigar cómo son estos vehículos que nos visitan y establecer las conjeturas necesarias para poder entrar en comunicación directa con sus tripulantes.

En carácter de exclusividad, Adriana Urrutia anunció a los asistentes que el Co-coordinador de RIO54 Rubén Morales será en breve invitado a Quito, Ecuador, para presentar en una conferencia los principales casos de su libro "Los ovnis de la Antártida" y conducir un workshop sobre Investigación Ufológica. Rubén agradeció poniendo énfasis en que este evento remarca, una vez más, la amplia posibilidad de realizar tareas en conjunto entre cafés ufológicos de distintas ciudades y también de distintos países, para aprovechar y realimentar el potencial que significa tener una Red de Cafés Ufológicos con encuentros similares en Argentina, Ecuador, Chile, Brasil y España.

Y todo esto ha sido una mínima fracción de lo conversado en el Café Ufológico RIO54 de marzo.


MUY IMPORTANTE:  SE CANCELA LA REUNIÓN DEL JUEVES 4 DE ABRIL PORQUE EL RESTÓ BELLAGAMBA ESTÁ NUEVAMENTE CERRADO