lunes, 16 de noviembre de 2015

REUNION CUMBRE DE CAFES UFOLOGICOS EN CAPILLA DEL MONTE


 Luz Mary López presentó el encuentro de Cafés Ufológicos. Luego, de Izq. a der.: Rubén Morales Mario LupoLuis Reinoso, Luis Annino Alejandro Pratt.

 Por primera vez, la Red Argentina de Cafés Ufológicos fue invitada a participar en un congreso sobre ovnis. Sucedió en el marco del 18º Congreso Internacional de Ovnilogía, evento creado en la ciudad de Capilla del Monte por el recordado estudioso Jorge Suárez y continuado actualmente por quien fue su compañera Luz Mary López. Como parte de las actividades programadas, luego de la cena del sábado 7 de noviembre de 2015 se realizó una reunión de Cafés Ufológicos con gran participación de los asistentes, dando lugar a una charla amena y emotiva en la cual contaron sus experiencias, observaciones y razones que los impulsaron a internarse en el tema ovni.
Cinco coordinadores de cafés de distintas ciudades del país integraron un panel jamás reunido hasta la fecha: Mario Lupo y Rubén Morales (Café Ufológico RIO54 de Buenos Aires), Luis Annino (Café Ufológico de Mendoza), Luis Reinoso (Rosario Ovni Bar) y Alejandro Pratt (Cenas Ufológicas de Capilla del Monte). En la presentación inicial, Morales destacó la gran tarea que realizan los cafés ufológicos de promover la comunicación cara a cara, no virtual, entre los interesados en el tema ovni, poder conversar en una mesa que horizontaliza la comunicación, compartida por ufólogos de reconocida trayectoria y personas que por primera vez se acercan tímidamente a una reunión sobre ovnis. Dijo que el Café Ufológico es un espacio ideal para conversar de estos temas sin las críticas o burlas que a veces existen en el ámbito familiar o laboral, además una manera directa de compartir conocimientos y superar los malentendidos que se generan habitualmente a través de las impersonales redes sociales. Mencionó también a los cafés ufológicos que en esta oportunidad no enviaron representantes al congreso capillense pero que están realizando una encomiable tarea cada mes, como los encuentros que se realizan en Corrientes, Resistencia, La Plata, Santa Fe y sin olvidar al Café Ufológico que tanto éxito está teniendo en Valencia (España).
Morales se refirió a los antecedentes que precedieron a estos concurridos encuentros como las reuniones RIFO del Café Tortoni magistralmente conducidas por Jesús Roberto Róvere en los años '90 y las "Comidas Ufológicas" realizadas en diversas ciudades de Francia y otros países francófonos desde hace más de 30 años. Finalmente anunció en exclusiva que el investigador Gérard Lebat, uno de los creadores de las reuniones francesas, llegará a la Argentina próximamente y visitará algunos de los Cafés Ufológicos del país para conocer personalmente a sus integrantes.
Luis Annino junto a Luz Mary López.
Con visible emoción, acto seguido Mario Lupo expresó: "Un Café Ufológico es ante todo una mesa rodeada de amigos, donde hay gente que escucha a la gente, donde se aprende a vivir en la diversidad de criterios, donde no cabe decir 'yo tengo la razón y vos no', con el máximo respeto aunque no estemos de acuerdo. Al aprender a escuchar y que nos escuchen se produce un feedback de enriquecimiento mutuo. Se percibe que hay una necesidad mundial de hablar sobre estos temas, sobre el tema ovni y conexos, porque en el tema ovni la última palabra todavía no está dicha."
Luego, Luis Reinoso explicó porqué en Rosario a estas reuniones las denominan "Bar Ovni", y es en homenaje al pionero de la ufología Américo Lumelli, quien tenía un bar con ese nombre en Venado Tuerto, local donde además se reunía con investigadores y recogía testimonios sobre el tema. Citó entre los iniciadores del Bar Ovni Rosario a Luis Pacheco, Eduardo Ficcarotti, Guillermo Aldunatti, Elías Kolev y Daisy Moreira. Se reúnen desde hace tres años todos los primeros martes de cada mes a las 20 en la heladería Esther de la calle Pellegrini de Rosario. Luego hizo una merecida recordación de los congresos que realizaba la denominada FAECE con destacados invitados internacionales y mencionó el programa radial "Más allá del límite" que se emite desde hace más de 20 años. Coincidió con Lupo en resaltar que el café ufológico es producto de una maduración del pensamiento, y que estamos en una etapa superadora, en la cual se acepta e integra a quien piensa distinto, ya que los cafés ufológicos que han continuado y crecido tienen como denominador común no estar atados a un grupo de estudio en particular, son espacios donde confluyen todas las líneas de pensamiento. "El café ufológico es un aluvión de amigos" -sintetizó Reinoso.
Los asistentes participaron activamente en el evento.
A continuación tomó la palabra Luis Annino, coordinador del Café Ufológico de Mendoza, recordando como lejano antecedente a las tertulias de Fernando Sesma que se realizaban en el sótano "La ballena alegre" del café Lyon de Madrid en los años 60, donde concurrían diversos interesados en los ovnis de la capital española. "El Café Ufológico de Mendoza nace en febrero de 2012 y ya vamos por la reunión 46. Muchos interesados en el tema ovni no encontraban un espacio donde canalizar esa inquietud, y el café es ahora un espacio de encuentro, un espacio de diálogo" -afirmó Annino. Enfatizó que son reuniones con entrada libre y gratuita donde todos tenemos derecho a la palabra y se establece una comunicación horizontal entre quienes participan, con respeto al pensamiento ajeno. Annino agregó que a partir del café mendocino han realizado otras interesantes actividades como proyecciones de cine y las llamadas "operaciones suricata" que son salidas al terreno para realizar observaciones nocturnas del cielo, con telescopios y otros equipos.
Finalizando las presentaciones, Alejandro Pratt (uno de los creadores de las Cenas Ufológicas de Capilla del Monte), explicó que los encuentros capillenses comenzaron como reuniones de café y luego se dio la posibilidad de convertirlos en cenas comunitarias, en espacios donde cada cual puede contar sus experiencias, a veces muy personales, venciendo la natural inhibición y timidez. Destacó que Capilla del Monte hace dos años fue elegida por la televisión japonesa como un lugar privilegiado en el mundo para la observación de ovnis. Pratt comentó que además de las cenas han realizado otras actividades como excursiones y caminatas, en una de las cuales se manifestó con nitidez una esfera de luz que pudo ser vista y filmada perfectamente.
Luego de hablar los coordinadores, se pasó a la dinámica habitual de los cafés ufológicos y el micrófono circuló entre los asistentes que quisieran presentarse y contar alguna investigación, observación o anécdota personal, dando lugar a un intercambio sumamente intenso, emotivo y amable. Varios de los presentes afirmaron haber participado antes en los cafés ufológicos de sus lugares de origen (mencionaron Colón, Mendoza, Capilla del Monte, Ciudad de Buenos Aires), como muestra de la importancia que han adquirido estos encuentros a escala nacional. Luego se sortearon gratuitamente algunos DVDs con e-books, pidiéndole a cada favorecido que a su vez redistribuya ese material entre sus amigos para que el conocimiento circule y con él la amistad que significa compartir. 
Rubén Morales reseña las características de los cafés ufológicos.
Durante las horas que duró este encuentro se fueron proyectando en una pantalla diversas imágenes de las reuniones de todos los cafés ufológicos mencionados anteriormente y también, a manera de reconocimiento, fotos de los cafés que actualmente no están activos pero que marcaron su huella, como los de Unquillo, Santa Rosa, Colón y Valparaíso (Chile). Una de las fotos mostraba simplemente una mesa alrededor de la cual había solo cuatro personas,  los cuatro integrantes de RIO54 que se reunieron por primera vez en junio de 2010 y marcaron el inicio de las concurridas reuniones posteriores en Buenos Aires y la multiplicación de encuentros en otras ciudades. 
También se exhibió una bandera artesanal, obra de una participante de RIO54, Patricia Taylor, bandera que ya fue desplegada dos veces en la cumbre del Uritorco y en esta oportunidad fue presentada en esta "reunión cumbre".

Mario Lupo, Claudio Chena, Luis Reinoso, Luis Annino y Rubén Morales.
Agradecemos sinceramente a Luz Mary López y su eficiente equipo por habernos invitado tan gentilmente a este congreso, quedamos muy satisfechos por la atención recibida durante nuestra estadía, y la felicitamos por haber avizorado -por primera vez- que una reunión de cafés ufológicos podía constituir un atractivo dentro de un congreso sobre ovnis, es decir una actividad diferente, donde no hubo "ponencias de expertos" sino que los protagonistas fueron los asistentes al expresar libremente sus opiniones, sus experiencias, sus deducciones y pudieron ser escuchados en un ambiente de cordialidad, en suma una actividad en la cual los coordinadores solo cumplimos con nuestro rol de introducir el tema y repartir la palabra entre los presentes. Gracias Luz Mary López por habernos permitido realizar esta actividad en el 18º Congreso Internacional de Ovnilogía, hecho que nos incentiva a seguir trabajando en la tarea de promover a los Cafés Ufológicos como una nueva alternativa cultural que crece en todo el país y más allá de sus fronteras.

1 comentario:

  1. Muito bacana, pena não estar ai. Quem sabe na próxima...

    ResponderEliminar